Consideran inviable contrato único en empresas básicas

sidor  La aspiración oficial de avanzar hacia un contrato colectivo único de la Corporación Venezolana de Guayana no constituye una prioridad si lo que se quiere es garantizar beneficios a los trabajadores.

Así lo consideró el secretario general del Sindicato de Trabajadores de Ferrominera (Sintraferrominera), Rubén González, quien advirtió que la medida no puede darse de forma unilateral, pues cada una de las empresas cuenta con una dirigencia sindical que ha luchado por beneficios laborales puntuales.

Tras una visita a Guayana, la semana pasada, una de las observaciones que realizó el ministro de Industrias, Wilmer Barrientos, tuvo que ver justamente con la desigualdad de beneficios y de allí su planteamiento de unificarlos. “Yo aspiro a que la Corporación Venezolana de Guayana vaya a un contrato colectivo único, porque eso nos va garantizar la homologación en todo el sector y no va a haber diferenciación. Cuando logremos eso vamos a lograr estabilizar este sector”, dijo Barrientos.

Para González, la situación llevaría a un centralismo y lo que debe es fortalecerse la democracia interna en las empresas para que cada dirigente sindical tenga la capacidad de exigir los derechos de sus trabajadores. “Esto debe ser lo lógico”.

El sindicalista destacó que el Gobierno debe enfocarse en viabilizar las discusiones colectivas. “El Ministerio de Finanzas tiene que acelerar los estudios preceptivos para darles el curso legal a las conversaciones”, agregó.

Desde agosto de 2012, cuando el expresidente Hugo Chávez ordenó retomar las discusiones de los contratos colectivos vencidos de las empresas básicas, solo se lograron acuerdos en el sector aluminio, pero éstos aún esperan por ser homologados. Según el propio Barrientos, todavía no hay una fecha definida para ello, pese a que han transcurrido cinco meses de haberse concretado los contratos colectivos del sector aluminio y que en octubre de 2013 debieron entrar en vigencia.

Mala experiencia

El secretario general de Sintraferominera recordó que la experiencia del contrato único ya fue asumida por el Ejecutivo en la industria eléctrica y en la práctica no se ha traducido en eficiencia, pues “ahora no les quieren cumplir a los trabajadores y resulta que tienen una dirigencia sindical dispersa que está contra de la pared”.

Resaltó que los contratos están apegados a la ley, no son “caprichosos”. El problema está cuando las autoridades no cumplen con los acuerdos, dijo.

En citada la reunión, Barrientos también resaltó la importancia de que en la cultura de las empresas prive el “amor a la patria”. Al respecto, González señaló que la clase trabajadora está clara en esa misión. Ahora bien, alertó que no debe confundirse ese “amor” con claudicar a derechos adquiridos. “Los derechos de los trabajadores son intangibles, son irrenunciables y son progresivos”, enfatizó.

Según la Corporación Venezolana de Guayana, en 2013 se destinaron a las empresas básicas más de 27 mil millones de bolívares para honrar pasivos y cumplir con proyectos. Barrientos y González coinciden en la necesidad de crear alianzas estratégicas para potencializar la producción.

El año pasado, Ferrominera produjo 10,6 millones de toneladas de hierro y la meta de 2014 es llegar a 19 millones de toneladas.

Vía El Universal

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

w

Conectando a %s